Microagujas para mejorar calidad de piel

Estamos hablando de un tratamiento mínimamente invasivo  para inducir formación de colágeno que utiliza un dispositivo electrónico de uso médico con un sistema de microagujas dérmicas cuya finalidad es liberar factores de crecimiento que permitan  restaurar el colágeno y la elastina de forma natural, objetivo de cualquier tratamiento antienvejecimiento. De esta manera conseguiremos reafirmar y rejuvenecer la piel  mejorando su  calidad y textura.

Además, estas microperforaciones permiten  crear unos canales transdermicos que facilitan la introducción de principios activos tópicos sobre la piel  tales como vitaminas, péptidos, ácido hialurónico,  entre otros, que potenciarán su acción reestructurante y regenerativa sobre la piel.

¿CUÁLES SON LAS INDICACIONES DE ESTE TRATAMIENTO?

  • Indicado para cualquier tipo de piel
  • Revitalizar y rejuvenecer la piel del rostro y zonas sensibles como párpados, cuello, escote y manos.
  • Minimizar arrugas faciales, producidas por el sol, tabaco, estrés o envejecimiento.
  • Mejorar cicatrices leves de acné.
  • Suavizar líneas y finas arrugas en las zonas peri-orbitales o peri-bucales.
  • Reducir los poros abiertos de la piel.
  • Disminuir estrías recientes.
  • Reafirmar los tejidos en caso de flacidez.
  • Mejoría y aclaramiento de manchas faciales.
  • Complementario a tratamientos capilares para alopecia.
  • Aplicar meso-concentrados o concentrados biológicos.

Son necesarias una media de entra 4-6 sesiones dependiendo área de tratamiento y grado de envejecimiento. Los resultados se observan poco a poco porque la regeneración de colágeno en la piel de manera natural es lenta.

Al finalizar la sesión, se producirá un eritema en la piel que remitirá con el trancurso de las horas, con una mejora total durante las 24-48 horas posteriores al tratamiento.

Puede perdurar una sensación de calor, y un ligero escozor en las zonas tratadas. Esta sensación desaparecerá en unas horas, y excepcionalmente, se puede mantener durante 24 horas tras el tratamiento. En algunos casos puede generar finas costras como consecuencia de la reposición de la piel. Permite una incorporación inmediata a la actividad laboral.

CUIDADOS POSTERIORES AL TRATAMIENTO

  • Evitar exposición solar directa y usar fotoprotección solar alta, mínimo durante 10 días tras el tratamiento.
  • Limpiar la piel con una emulsión limpiadora suave e hidratante, que respeta la piel durante la limpieza y el desmaquillado.
  • No aplicar maquillaje por lo menos 12 horas después del tratamiento.
  • Aplicar día y noche una crema reparadora y regeneradora que potencia el trabajo realizado y contribuya a reparar y regenerar la piel evitando en las primeras dos horas tras el tratamiento cosméticos que contengan retinol o vitamina C.
  • Evitar hacer ejercicio intenso en las próximas 24 horas después del tratamiento ya que el sudor puede causar irritación o infección”.

No cabe duda que este tratamiento es la perfecta combinación de eficacia y belleza que permite mejorar varias áreas de rostro y cuerpo de una manera mínimamente invasiva y sin interferir en las actividades de la vida cotidiana.